3. Aplicaciones y usos frecuentes de la energía geotérmica.

Publicado: marzo 6, 2012 de aitormateos en Uncategorized

Hoy en día la energía geotérmica se aprovecha en muchos aspectos de nuestras vidas y es algo cotidiano. El uso de esta energía se remonta a civilizaciones antiguas que conocían y usaban este tipo de energía para la bañoterapia. El aprovechamiento industrial de esta se produce en el siglo XX donde se empieza a calefactar invernaderos y suministrar calor a casas. Pero fué a partir de los setenta cuando se produjo la gran expansión de la energía geotérmica.

Actualmente las instalaciones geotérmicas tienen tres campos principales de aplicación: la calefacción, la refrigeración y la producción de agua caliente sanitaria.

Usos de la energía geotérmica

  1. BALNEARIOS.
  2. CALEFACCIÓN Y AGUA CALIENTE.
  3. ELECTRICIDAD.
  4. EXTRACCIÓN DE MINERALES.
  5. AGRICULTURA Y ACUICULTURA.

Recurriendo a aspectos más termodinámicos podemos explicar el uso de esta energía de la siguiente manera:

Las aplicaciones que se pueden dar en un fluido dependen de su contenido en calor, es decir, en su entalpía (cantidad de energía térmica que un fluido puede intercambiar con su entorno).

Como no existen aparatos que determinen directamente la entalpía de un fluido en el subsuelo y la temperatura puede considerarse más o menos proporcional a esta, se ha decidido como consecuencia de esto emplear las temperaturas de los fluidos en lugar de sus contenidos en calor, pues, al fin y al cabo, son las temperaturas las que determinan su futura aplicación industrial.

En la siguiente tabla se muestran las aplicaciones más importante de la energía geotérmica con los rangos de temperatura de utilización: muy baja, baja, media y alta temperatura.

Parándonos a analizar esta tabla podemos sacar las siguientes conclusiones:

  • Alta temperatura: más de 150 ºC

Permite transformar directamentes el vapor de agua en energía eléctrica.

  • Media temperatura: entre 90 y 150ºC.

Permite producir energía eléctrica utilizando un fluido de intercambio, que es el que alimenta a las centrales.

  • Baja temperatura: entre 30 y 90ºC.

Su contenido en calos es insuficiente para producir energía eléctrica, per es adecuado para la calefacción de edificio y en determinados procesos industriales y agrícolas.

  • Muy baja temperatura: menos de 30ºC

Puede ser utilizada para la calefacción y climatización, necesitando emplear bombas de calor.


http://www.uclm.es

http://energiageotermica.es/

http://igme.es

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s